X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

ARTICULOS

Ecoconducción

Se celebró la III Edición de la competición Ecomotion Tour en España para promover una conducción responsable.

Compartir: 

La introducción de nuevas tecnologías de propulsión en los vehículos y la mejora de la calidad de los combustibles han hecho posible una reducción muy importante del consumo de carburante, pero esta evolución tecnológica no ha ido siempre acompañada de una evolución en la forma de conducir los vehículos. Por ello, empresas, organismos y asociaciones relacionadas con el vehículo prentenden concienciar a los conductores del importante papel que juegan en el ahorro y eficiencia energética de sus vehículos.

Pedro Martín, subdirector de Motor 16, y Francisco Aparicio, gerente de prensa de Opel, posan junto al Opel Insignia ecoFLEX con el que ganaron la III edición del Ecomotion Tour en España

Diversos estudios señalan que el 15% de la energía consumida en España corresponde a los automóviles particulares y que el 90% de los conductores consume un 40% más de combustible de lo necesario, debido a una conducción incorrecta. De ahí la importancia que la ecoconducción tiene en la calidad medioambiental, pero también en otros aspectos fundamentales como la seguridad al volante y el ahorro en costes.

ALD Automotive, compañía dedicada al renting y la gestión de flotas de vehículos del Grupo Société Générale, ha celebrado la III Edición de la competición Ecomotion Tour en España, una prueba cuyo objetivo es rebajar el consumo medio de combustible especificado por cada uno de las vehículos, y que lleva ya ocho ediciones en Gran Bretaña.

Esta edición del Ecomotion Tour, con salida desde el municipio madrileño de Las Rozas y cuyo recorrido discurrió entre Burgos y Segovia, reunió a las marcas de vehículos Audi, Citröen, Ford, Hyundai, Mazda, Nissan, Opel, Peugeot, Renault, Volvo y VW, que participó en dos categorías.

Los ganadores de la prueba en las distintas categorías de vehículos, turismos de baja emisión con menos de 150 gramos de CO2, diesel y todoterreno/SUV, fueron los siguientes:

Opel, resultó vencedor con un Insignia. La reducción durante el recorrido fue de un 14% sobre el declarado por la marca para el modelo en su ficha técnica. Con ello, se proclamó vencedor absoluto y en su categoría, turismo con emisión de menos de 150 gr. El segundo clasificado fue el Nissan Qashqai, que consiguió reducir un 11,5% su consumo, gracias a una conducción eficiente.

Dentro de la categoría de vehículos SUV, el ganador ha sido el Ford Kuga, con una reducción del 5,2%.

La carrera, realizada entre el 24 y 25 de junio en un recorrido de algo más de 600 kilómetros, sirvió para demostrar que el conductor y el tipo de conducción tienen mucho que decir en la reducción del consumo de combustible y en el impacto medioambiental, un objetivo que logró reunir a fabricantes, organismos públicos y medios de comunicación.

El recorrido combinaba trayectos en autovía, carreteras de un solo sentido, trayecto urbano y puertos de montaña para poder acercarse, con la mayor fidelidad, a los trayectos más comunes para cualquier usuario.

El mayor éxito de la convocatoria ha sido demostrar, de nuevo, que la actitud ante el volante es el mejor apoyo para reducir el volumen de emisiones, un objetivo al que los fabricantes dedican cada vez más esfuerzo y presupuesto.

Pedro Malla, director general de ALD AutomotivePedro Malla, director general de ALD Automotive, se ha mostrado agradecido por la participación de las marcas y los medios de comunicación y satisfecho por el resultado obtenido en esta III Edición de la prueba.

“Creo que lo más importante es que hemos demostrado que, entre todos, somos muchos los organismos y empresas dispuestos a trabajar para proteger el medio ambiente; una empresa como la nuestra, especializada en renting, una marca de neumáticos como el patrocinador de la prueba, Michelin, los fabricantes que han estado presentes, instituciones públicas como el IDAE y los Medios de Comunicación”, señaló el directivo.

Por su parte, el Director del proyecto Bluefleet de ALD Automotive, Miguel Ángel Tejeda, concluyó que “el objetivo de consumir menos combustible y conducir de forma más eficiente está en manos de todos y los resultados obtenidos en este Ecomotion Tour lo demuestran: podemos ahorrar sin dejar de disfrutar de la conducción, sólo practicando una conducción más responsable”.

Compensación de CO2

Para esta III Edición, ALD Automotive ha ido mucho más lejos en su compromiso con el medio ambiente y por ello, el CO2 emitido durante la prueba será compensado con la plantación de árboles en el bosque que la Fundación + Árboles tiene en la Sierra del Segura, en Albacete. Por cada uno de los coches participantes se plantará un árbol que durante los 40 primeros años de vida, absorberá de forma individual 300 kg de CO2 de la atmósfera.

Un ahorro de 2.000 millones de euros

Reducir la contaminación y el consumo de combustible del vehículo está al alcance de todos. Realizar una conducción eficiente sólo es cuestión de mentalizarse y poner en práctica una serie de sencillas técnicas y medidas que harán que los desplazamientos por carretera sean más ecológicos y económicos.

Según datos de IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía), entidad pública que depende del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, efectuando una conducción eficiente es posible ahorrar un 15% de combustible al año sin ni siquiera reducir la velocidad media.

Algo tan sencillo como circular sin apurar las marchas, con la presión de los neumáticos adecuada y respetando la velocidad máxima, ya influye en el ahorro de combustible. Por eso, en muchos casos, más que adquirir un determinado comportamiento, sólo es preciso corregir los malos hábitos que se tienen al volante.

Sólo en España, según datos del IDAE, si se pusieran en práctica las buenas maneras al volante, se podría ahorrar más de 2.500 millones de litros de carburante al año, lo que supone una reducción de 6,3 millones de toneladas de CO2. En términos económicos, representa un ahorro de más de 2.000 millones de euros al año, es decir, en torno a los 150 euros por conductor.

Entre algunas de las medidas más eficaces para reducir el consumo destaca conducir con marchas largas, manteniendo el motor a bajas revoluciones. En vehículos de gasolina, el cambio de marcha debe hacerse en el entorno de las 2.000 rpm, mientras que en los de gasóleo debe ser entre las 1.500 y las 2.000 rpm.

Asimismo, es aconsejable mantener una velocidad constante y evitar los acelerones y los frenazos bruscos. En ambos casos, además, se estará reduciendo la contaminación acústica.

Otro de los hechos más prácticos para realizar una conducción más económica y menos contaminante es llevar el vehículo con un buen neumático. Se estima que en torno al 20% del consumo de carburante se destina a superar la resistencia a la rodadura. Por supuesto, esta cifra se incrementa si no se utiliza las gomas adecuadas, si éstas no están en buen estado o si no se llevan con la presión recomendada por el fabricante.

Una presión correcta reduce el esfuerzo y el consumo, mientras que una presión inferior de sólo 0,3 bares sobre la recomendada incrementa el gasto de combustible en torno al 3% e influye en el desgaste del neumático.

Pero no sólo se trata de reducir el consumo con la conducción, hay otras muchas circunstancias que ayudan a reducir el gasto energético, por ejemplo, circular con las ventanillas bajadas o con elementos exteriores que rompen la aerodinámica del vehículo como bacas o cajones portaobjetos, que aumenta la resistencia del mismo y, por tanto, se incrementa el consumo de combustible. Por ello es recomendable desinstalar dichos elementos si no se está haciendo uso de ellos.

En definitiva, eliminando los malos hábitos de conducción y adoptando una serie de medidas que no suponen grandes sacrificios no sólo se contrarresta el incremento del precio del combustible y se ahorra en gasto, si no que se contribuye con el medioambiente y se ayuda a conseguir que los entornos urbanos sean un poco más habitables.

Responsables con el medioambiente

Esta competición se engloba dentro del compromiso de ALD Automotive con el medioambiente y se suma a otras iniciativas que la firma de renting ha puesto en marcha desde su programa ALD Bluefleet, destinado a fomentar el desarrollo de una conducción ecológica y eficiente y que tiene como principales destinatarios tanto a los clientes de la empresa como a sus propios empleados.

Entre sus iniciativas se encuentra la creación de un Curso de Conducción Eficiente para sus clientes que se imparte en las instalaciones de la Escuela de Conducción ALD. “Somos conscientes de la importancia de concienciar a los conductores de que cada uno de nosotros puede contribuir a reducir las emisiones de gases contaminantes y lograr una mayor eficiencia en el consumo de combustible mediante una conducción adecuada”, señala Malla.

En este mismo sentido, la compañía ha llegado el pasado mes de mayo a un acuerdo con el IDAE para subvencionar la contratación que los clientes hagan de vehículos eficientes (híbridos, eléctricos o de gas), y del que ya ha iniciado sus primeras contrataciones.

ARTÍCULOS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> 24

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

TWITTER

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE