X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.
banner

NOTICIAS

Bosch impulsa los proyectos de innovación de la industria del automóvil en el marco de la IAA.

Compartir: 

“Aunque la dinámica coyuntural en el primer semestre ha superado su punto más álgido, esto no supone de ninguna manera una interrupción del crecimiento o un motivo para una reacción de pánico. Nosotros pensamos que en 2011 todavía habrá un crecimiento en la industria del automóvil del cinco por ciento en todo el mundo.” Con este análisis Franz Fehrenbach, presidente de la Alta Gerencia del Grupo Bosch, abrió la conferencia de prensa de Bosch en el Salón Internacional del Automóvil (IAA) 2011 en Fráncfort (Alemania). Pero, tal y como dijo Fehrenbach ante la prensa internacional, el desarrollo coyuntural nos obliga a estar vigilantes. Según sus palabras, el crecimiento de la industria del automóvil en los países emergentes se ha ralentizado ligeramente, pero estos países de Asia y Sudamérica continuarán reduciendo sus diferencias con respecto a los países industrializados más allá de finales de año.

Conferencia de Bosh

Se espera un crecimiento del 10 por ciento para el Grupo Bosch

Ante este panorama, el Grupo Bosch espera para el segundo semestre de 2011 una ligera ralentización del crecimiento en sus áreas empresariales Técnica de Automoción, Técnica Industrial y Bienes de Consumo, Seguridad y Comunicación, si bien el crecimiento global llegará casi al 10 por ciento. “En este sentido mantenemos la confianza de poder superar en el grupo Bosch los 50.000 millones de euros en ventas”, dijo Fehrenbach. Al mismo tiempo, las ventas del área Técnica de Automoción superará los 30.000 millones de euros.

El crecimiento en Bosch tiene un efecto positivo sobre el empleo. Fehrenbach cree que, hasta finales de año, el número de empleados aumentará en unas 15.000 personas en todo el mundo, superando ligeramente los 300.000 empleados. La plantilla del área Técnica de Automoción crecerá en 10.000 personas, alcanzando un total de 177.000. Las inversiones de Bosch en futuras tecnologías se mantienen en el alto nivel actual. Con 3.300 millones de euros invertidos en Investigación y Desarrollo, solo en el área Técnica de Automoción, el porcentaje de inversiones en I+D superará este año el 10 por ciento. “Estas son nuestras inversiones para participar activamente en el cambio estructural de la industria del automóvil”, resaltó Fehrenbach.

Cambio estructural en el sector del automóvil

El cambio estructural en el sector del automóvil preocupa mucho a Bosch como proveedor con presencia global. La cuestión primaria para Fehrenbach no es el crecimiento en valores absolutos de la producción automovilística en todo el mundo, sino su distribución por regiones y segmentos. Para ello, el presidente del Grupo Bosch citó las condiciones marco. Sobre todo, el crecimiento de la producción de automóviles se sigue desplazando hacia los países emergentes de Asia. A pesar de las oscilaciones coyunturales en esa región, se mantiene la dinámica del mercado, ya que las necesidades de acercarse a los países desarrollados en lo que se refiere a la movilidad individual siguen siendo muy grandes. Como ejemplo mencionó que la India tenía una densidad de vehículos cincuenta veces inferior a la de los países de Europa Occidental y que la densidad en China es quince veces inferior.

Estas necesidades se cubrirán, sobre todo, según Fehrenbach, con vehículos pequeños y de bajo coste. En este sentido, la producción mundial aumentará durante toda la década, pero sólo en lo que se refiere a las unidades y no tanto al valor.

Pero al mismo tiempo, aumentan las exigencias técnicas en todos los mercados, continuó exponiendo Fehrenbach en su intervención. Los vehículos pequeños y de bajo coste también tienen que cumplir las cada vez más estrictas normativas legales referentes a las emisiones y el consumo. Sobre todo, es destacable la exigencia hacia una mayor seguridad. Las Naciones Unidas han declarado esta década como la década de la seguridad vial. En este sentido, Bosch con su lema “Innovación para tu vida” se sitúa en el lugar correcto. Fehrenbach dijo al respecto: “Nosotros hacemos todos los esfuerzos necesarios para que la prevención de los accidentes y la protección del medio ambiente sean asequibles en cualquier parte del mundo.”

Según las palabras del presidente de Bosch, la industria del automóvil se tendrá que adaptar finalmente a los cambios técnicos, tanto en el camino de la asistencia al conductor hacia la conducción autónoma, como en el paso hacia la movilidad eléctrica. Ese será el mayor reto tanto para los fabricantes, como para los proveedores.

Para lograr que las soluciones correspondientes alcancen la madurez necesaria, se requieren unos conocimientos sistemáticos de todas las partes, tal y como Bosch, como empresa diversificada, posee. “Por eso, somos impulsores del cambio estructural”, dijo Fehrenbach.

Vehículo sostenible

Mayor implicación en Asia

El área empresarial Técnica de Automoción refuerza su implicación especialmente en la región asiática gracias a su crecimiento constante. A pesar de la crisis, las ventas aumentaron en esta región un 50 por ciento en comparación con el año 2007. En Asia trabajan 10.000 de los 29.000 ingenieros de desarrollo de los que dispone la empresa en todo el mundo y Bosch vende uno de cada tres sistemas Diesel. Por eso, en esta parte del mundo se invertirán, entre 2011 y 2013, más de 1.500 millones de euros. Ese refuerzo alcanza también a las áreas de comercialización y asistencia técnica: En el verano de este año se inauguró el taller Bosch Car Service número 1.000 de China.

Tal y como recalcó Fehrenbach, es obligatorio desarrollar in situ soluciones de bajo coste para las regiones emergentes. Como ejemplo mencionó el éxito que ha tenido en China el sistema de ayuda al aparcamiento “Parkpilot”.

Objetivo mundial: mejorar la eficiencia energética

Los objetivos a nivel mundial, tanto para los vehículos de gasolina como para los Diesel, siguen siendo la reducción del consumo de carburante y de las emisiones de dióxido de carbono. Bosch ofrece ya tecnologías para que las nuevas generaciones de motores puedan disminuir estos valores en una tercera parte. Bosch planifica vender en 2013 unos 7,2 millones de sistemas de inyección directa de gasolina, es decir, tres veces más que en 2010. En el mismo periodo Bosch se ha propuesto aumentar las ventas del sistema de inyección directa Common Rail para Diesel pasando de los casi 9 millones de unidades anuales de la actualidad, a más de 12 millones. La creciente movilidad automovilística protege con estas tecnologías el medio ambiente “Lo que es ecológicamente razonable, nos beneficia económicamente”, dijo Fehrenbach al respecto.

Desde el punto de vista ecológico, la movilidad eléctrica con fuentes de energía renovables es beneficiosa. En el desarrollo hacia el coche eléctrico Bosch invierte actualmente más de 400 millones de euros anuales – especialmente en las baterías de accionamiento, para motores eléctricos y para la electrónica de potencia. Hasta 2013, la empresa suministrará con su gama de productos para la movilidad eléctrica unos 20 proyectos a doce fabricantes de automóviles.

Pero Bosch no sólo dedica su atención a la protección del medio ambiente, también la dedica a la prevención contra accidentes. Sobre la base de las normativas para el equipamiento obligatorio, los porcentajes de instalación de los sistemas de seguridad, que Bosch introdujo en el mercado, aumentarán, entre los años 2010 y 2015, de manera importante: Por ejemplo, el sistema antibloqueo ABS pasará del 75 por ciento a casi el 90 por ciento y el sistema de protección contra el derrape ESP aumentará del 40 por ciento a casi el 60 por ciento. Además, se trata de acercarse el máximo posible a la visión de la industria del automóvil de la conducción libre de accidentes y de la conducción autónoma, según Fehrenbach. El desarrollo de este tipo de funciones de seguridad avanza paso a paso: hacia velocidades cada vez más altas y situaciones viales más complejas. Más de 600 ingenieros de desarrollo de Bosch trabajan actualmente en estos temas. Soluciones de movilidad para el tráfico vial del futur Mayor seguridad vial, más confort y una movilidad más eficiente ofrecen nuevas funciones que se alcanzan con la mayor conexión en red del vehículo con su entorno. Bosch participa intensamente en el desarrollo de Car-to-X, la comunicación entre vehículos o entre el coche y su entorno.

El objetivo es una rápida advertencia ante situaciones críticas o puntos de riesgo. Otro ámbito de actuación son las soluciones de infraestructura para la futura movilidad eléctrica. A través de un proyecto piloto en Singapur, Bosch está probando una plataforma de servicios que conectará en red a los conductores de vehículos eléctricos con los operadores de servicios, tales como empresas de suministro eléctrico u operadores de aparcamientos con el objetivo de lograr una movilidad eficiente y confortable. En todos sus desarrollos para la movilidad del futuro, Bosch se prepara para la creciente incertidumbre de las condiciones macroeconómicas en todo el mundo. Según las palabras de Fehrenbach, tanto la industria del automóvil en general, como Bosch en particular, deben continuar con sus proyectos de innovación más allá de las oscilaciones coyunturales. La fiabilidad ha sido siempre la base que ha soportado la colaboración innovadora ente fabricantes y proveedores, pero en este entorno volátil, esa fiabilidad es aún más importante: “Bosch se compromete también a eso. Nuestros socios podrán confiar en nosotros”, concluyó Fehrenbach en su intervención en la conferencia de prensa en el Salón Internacional del Automóvil IAA.

NOTICIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> >>> 707

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

TWITTER

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE