X Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.

NOTICIAS

Citröen lanzará su coche eléctrico C-Zero en el primer trimestre de 2011.

Compartir: 

La propulsión eléctrica es una de las opciones que Citroën desarrolla para conseguir una movilidad ecológica y silenciosa y el C-Zero es ya una realidad: su lanzamiento en España se producirá en el primer trimestre de 2011. El compromiso medioambiental de la marca lleva años plasmándose con el coche eléctrico, como los C15 y C25, AX o Saxo. En total, la marca ha comercializado 5.500 vehículos de propulsión eléctrica.

Con el lanzamiento del C-Zero, Citroën se convierte en una de las primeras marcas generalistas en Europa en comercializar un coche eléctrico, con importantes economías de escala. La apuesta es clara: llegar a 50.000 unidades con este vehículo en menos de 5 años. Un automóvil compacto totalmente eléctrico, de 3,48 metros de longitud y cuatro plazas reales, provisto de un motor que desarrolla una potencia de 64 CV CEE entre 3.000 a 6.000 revoluciones por minuto y que puede alcanzar una velocidad máxima de 130 km/h. El C-Zero satisface las necesidades tanto de las empresas como de los particulares en busca de un vehículo de uso económico.

Con una longitud de 3,48 m y un diámetro de giro de 9 m el Citroën C-Zero se desenvuelve con mucha agilidad en entorno urbano.

Sus prestaciones (velocidad máxima de 130 km/h, de 0 a 100 km/h en 15 segundos y aceleración de 60 a 90 km/h en 6 segundos) hacen de él un automóvil capaz de moverse fácilmente por la ciudad, pero también para aventurarse fuera de ella sin preocupaciones.

El Citroën C-Zero es un vehículo totalmente eléctrico, con un motor síncrono con imanes permanentes, que desarrolla una potencia de 47 kW o 64 CV CEE entre 3.000 a 6.000 revoluciones por minuto. Su par máximo se eleva a 180 Nm a partir de 2.000 revoluciones por minuto. La potencia se traslada a las ruedas traseras a través de una transmisión reductora de una sola marcha.

La alimentación del motor está garantizada por unas baterías de iones de litio de última generación, ubicadas bajo el asiento de los pasajeros traseros. Compuesta por 88 células de 50 Ah (16 Kwh de energía), la corriente se transmite a 330 voltios. La tecnología de iones de litio permite mantener las mismas prestaciones con un peso menor que las baterías tradicionales.

El manejo del vehículo es simple: basta con girar la llave del contacto y un sonido confirmará la puesta en marcha. El Citroën C Zero se conduce como cualquier vehículo con una caja de cambios automática.

La recarga de las baterías del Citroën C-Zero es sencilla: basta con enchufar el cable de alimentación a un enchufe de 220V. Una recarga completa necesita seis horas. También es posible, utilizando un enchufe trifásico (de 400V), realizar una recarga del 80% en sólo 30 minutos. Además, las recargas parciales no penalizan la vida útil de las baterías. Un indicador de carga de batería sustituye la tradicional aguja de nivel de carburante.

Los clientes particulares o profesionales interesados en esta nueva solución 100% eléctrica de Citroën pueden solicitar una prueba de este vehículo o una reserva en la página web.

NOTICIAS

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 >> >>> 706

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

TWITTER

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE

TWITTER

PATROCINIO PLATA

PATROCINIO BRONCE